El Consejo Social de la Universidad de Valladolid hizo entrega el 14 de septiembre de su Premio Anual al catedrático de Física Teórica de la Facultad de Ciencias de la UVa Luis Miguel Nieto Calzada, como reconocimiento a toda su labor docente e investigadora en el seno de la institución académica.

La entrega del galardón tuvo lugar en el transcurso del Acto de Apertura del Curso Académico 2018/2019 de las Universidades de Castilla y León, que este año acogió el Paraninfo de la Universidad de Valladolid, y que contó con la presencia del presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, además de los rectores de las universidades de la región, autoridades y representantes del ámbito político, económico y social de la Comunidad.

El presidente del Consejo Social, Óscar Campillo, y el rector de la UVa, Antonio Largo, fueron los encargados de hacer entrega a Nieto Calzada de este premio, consistente en una escultura que reproduce una de las columnas de la fachada histórica de la Universidad de Valladolid y un pin de oro que acredita e identifica al premiado.

En su discurso, el rector de la UVa felicitó al premiado y agradeció al Consejo Social “su apoyo decidido a la tarea diaria y excelente que realizan las personas” con iniciativas como este premio.

Dirigiéndose al presidente del Consejo Social, agregó que “estoy seguro de que en los próximos años, caminando juntos, lograremos que nuestra Universidad abandone el inmovilismo que a ambos tanto nos duele y evolucione hacia el lugar que le corresponde”.

Por otra parte, el rector de la UVa se lamentó en su intervención del escaso apoyo que tiene la formación superior y la actividad científica, y pidió la puesta en marcha de “otras políticas cuyo leitmotiv sea el apoyo inquebrantable a los valores emanados de la Educación, y la apuesta decidida por la inversión económica y la concentración de esfuerzos en la Ciencia y la Tecnología”.

En su opinión, esa situación podría aliviarse en parte si las Universidades dispusieran en verdad de una autonomía que les permitiese administrar sus recursos económicos con raciocinio.

Así, reivindicó “una autonomía universitaria responsable, ya que no queremos engrosar nuestros presupuestos de manera arbitraria, sino con el objetivo de dar una respuesta eficaz a lo que la sociedad nos demanda: formación de profesionales excelentes y contribución a la investigación y transferencia de conocimiento”.

En este sentido, precisó que es imprescindible un esfuerzo en la dotación presupuestaria dedicada al capítulo de personal que permita la incorporación de nuevos profesores, una política de fortalecimiento de plantillas que, a su juicio, también debe ser extensiva al Personal de Administración y Servicios.

Por su parte, el presidente de la Junta señaló en su discurso de clausura que la estabilidad, el diálogo, el trabajo en red y la relación entre las universidades y su entorno son factores imprescindibles que es preciso reforzar para que la Universidad pueda afrontar con éxito el proceso de cambio acelerado al que está sometida.

A su juicio, “gracias a sus Universidades, Castilla y León tiene hoy más capital humano y tecnológico, más actividad, más renta, y una economía más fuerte”.

No obstante, advirtió que las Universidades deben asumir una posición de liderazgo ante los desafíos que implican la revolución tecnológica y la globalización, y frente los cuales las Instituciones Académicas “deben situar al alumno en el centro de sus objetivos. Y proporcionarle, junto a unos valores humanos y cívicos, una formación eminentemente práctica y de máxima calidad”.

Memoria del Curso
El Acto de Apertura del Curso Académico comenzó con la lectura del resumen de la Memoria del Curso 2017/2018 por parte de la secretaria general de la UVa, Helena Castán, quien destacó en su informe que la Universidad de Valladolid encabeza el ranking de transparencia de las Universidades españolas elaborado por DYNTRA, con un cumplimiento del 83% de los indicadores, y situándose además en el puesto 26 de las 660 administraciones públicas evaluadas.

El catedrático de Álgebra de la UVa, Antonio Campillo López, fue el encargado de pronunciar la lección inaugural con el título “Singularidades”, materia en la que está especializado junto a las de Geometría Algebraica y Álgebra Conmutativa y que, según explicó, tiene el objetivo de estudiar los puntos singulares de las figuras geométricas, es decir, las “singularidades” propiamente dichas.

Como es tradicional, el Acto de Apertura del Curso Académico también fue escenario para la entrega de los Diplomas Extraordinarios a los alumnos más destacados de la UVa.